domingo, 30 de agosto de 2009

Experiencias con los Sims


Foto:Sir Mildred Pierce



Mi primer encuentro con los Sims versión 2 no fue muy feliz ni para mi ni para esos personajes virtuales. Atraído por la curiosidad, compré ese juego durante las vacaciones y empecé a utilizarlo sin ninguna experiencia, aprendiendo sobre la marcha.
En los primeros dias se me murieron varios Sims: algunos de hambre, otros en incendios y otro electrocutado. Tambien ocurrió que a uno de los hijos se lo llevó la asistente social por no hacer las tareas escolares y a otro por no recibir mucha atencion de los padres. Asi aprendí que en ninguna de esas casas deben faltar el detector de humo y la alarma anti-robo, pues en todo solar,tarde o temprano aparece un ratero.
A primera vista los controles parecían tan abundantes y confusos como los instrumentos de un avión: medidor de aspiraciones,temores, simologia, recuerdos, personalidad,recompensas personales y profesionales, higiene, hambre, energia, entorno, aspecto social,lista de relaciones,etc. Recuerdo que probando simuladores de vuelo, me estrellé bastantes veces, sobre todo por probarlos al límite.
Me preguntaba cómo habia llegado a ser el juego más vendido uno que parecía tan complicado, requeria un tiempo de aprendizaje y simplemente era un simulador de relaciones sociales. Sin embargo, al poco tiempo,ya me pasaba horas usándolo.Hasta ahora sigo descubriendo nuevos detalles en el juego y aprendiendo nuevos trucos. Creo que podria incluso dedicar varios artículos a las experiencias, los trucos y las recomendaciones para nuevos jugadores.
Pienso que el atractivo del simulador puede estar en dos detalles. En primer lugar, la variedad. Tan solo el disco de Sims 2 por si solo tiene suficientes variables para jugarlo toda una vida, pues cada uno puede personalizar a los individuos y las casas, crear otros nuevos, remodelar, y dar vida a innumerables generaciones nuevas.
En segundo lugar, las extensiones - Sims universitarios, comparten piso, abren negocios, mascotas, naufragos,etc.-han permitido sumar aun más variedad y elementos,creando un resultado que es mucho mayor que la suma de las partes.
Como escritor, opino que atrae también, por ofrecer una ficción interactiva, donde el jugador es creador, y se trata además, de una historia interminable.


Leia Mais…

lunes, 24 de agosto de 2009

Opuestos complementarios, ambivalencia y alternancia.


Foto:maha-online






Estoy de regreso tras unas vacaciones que comenzaron con la interrupcion de clases por la gripe porcina y se extendieron un poco mas de lo previsto. Para tranquilidad de unos y decepcion de otros, ni estaba muerto, ni estaba de parranda. Estaba buscandome a mi mismo, lo cual no es fácil, pues la esencia de uno mismo puede ser muy escurridiza al principio, cuando no se sabe qué buscar.
Tengo gustos tan variados, opuestos y /o complementarios como la música clásica, el tango, el reaggeton, la salsa, el desarme, las artes marciales, el budismo, la literatura erótica, navegar en internet, pasear al aire libre, el autocontrol, el humor con ironia, las variedades de té, y las combinación de comidas sanas con postres chatarra. Ese soy yo, ni mas ni menos, un genuino "yo mismo", inmune a quienes han tratado de cambiarme o estudiarme, fiel a quienes me quieren como soy, me entiendan o no. Libre de tatuajes, aros, piercing, telefonos celulares, esposa e hijos. Vegetariano...la mayor parte del tiempo, autodidacta estudiante de otros idiomas y defensor de la ortografia. Es que no es lo mismo escribir "que" o "ke",pues la segunda alternativa muestra poco respeto por uno mismo y su idioma, ni se entiende lo mismo si se escribe "casarse" o "cazarse". Que yo sepa,alguien puede cazar, pero "cazarse" no existe como verbo reflexivo, pues alguien deberia acecharse, buscarse, rastrear sus propias huellas y atraparse a si mismo, como mi búsqueda personal, pero con malas intenciones. Como soy excéntrico, pero con límites razonables, no me caso ni me cazo; solo me busco, como alguien que busca sus propios lentes hasta que se da cuenta que los tiene puestos. Pues si, aqui estaba todo el tiempo, y todo cuanto necesito está en mi, solo falta ser más consciente de las propias potencialidades y realizarse, tarea que ya habia empezado antes de estas vacaciones. Un lunes es un buen dia para regresar a ese camino.


Leia Mais…