domingo, 7 de junio de 2009

37 junios


Foto:jondoeforty1








Hoy es mi cumpleaños. Tengo 38, y no de zapato, de calibre ni de temperatura. Uno se toma su tiempo para levantarse de la cama, no por dormir cinco minutos más, sino por conocer ya la rutina de un dia como éste. Un dia más,un dia menos. Uno se pregunta si falta mucho, y cuál será la misión tan específica en este mundo que está reservada para mi y que nadie más puede cumplirla. Si uno continúa aqui es porque esa misteriosa misión no ha terminado.
A todos les preguntan cuando son niños qué quieren ser cuando sean grandes. Yo decía que queria ser soltero, y lo soy, aunque desgraciadamente no es una profesión. Algunos dicen que quieren ser presidentes, y a pesar de todos los esfuerzos, nada logra cambiar sus intenciones. Otros, al ser mayores, lo que quieren es volver a ser jóvenes, y se operan hasta las pestañas. Van a ser momias del tercer milenio, perfectamente conservadas. Hay quienes hablan de "la crisis de los 40". Yo soy muy joven aún para saber si tal cosa existe. Vivo en Argentina, y que yo sepa, siempre hemos estado en crisis, sin importar la edad.
Estoy estudiando profesorado de inglés en la facultad, no para ser profesor, sino para aprender bien el idioma. Un porcentaje de los compañeros está ahi para aprender y mejorar el idioma o porque quieren ser traductores y ganar bien. En varios colegios se busca profesores de inglés, pero no encuentran a quien quiera serlo. ¿Quién quiere ser maltratado por los estudiantes, maltratado por los padres de los estudiantes, maltratado por el gobierno? Si a alguien le gusta sufrir, simplemente busca a una sensual dama que maneje un látigo, o también contrae matrimonio, esa extendida enfermedad. Dura hasta que la muerte o los abogados los separan, lo que pase primero.
Si es verdad que todo pasa por alguna razón, diría que el hecho de saber inglés ha permitido que lo use como lengua franca. Ahora puedo comunicarme con gente de casi cualquier parte del mundo, escucharlos, aprender. Tal vez mi misión tiene mucho que ver con eso. Mientras tanto, me tomo el dia libre. Es un dia de celebracion para mi. Espero que sean muchos más y felices junios, aunque solo sea por joder.

6 comentarios:

Marinel dijo...

Muy desanimado te veo, a pesar de ser tu cumpleaños...
Y algo irónico también, si me lo permites.
No sé qué misión tendremos al llegar a este mundo,la verdad.Pero yo decidí un buen día que quería ser feliz, y hacer lo más felices posibles a los que me rodearan...
Eres joven, cierto, así que aún te queda mucho por vivir y disfrutar, sobre todo si tú quieres que así sea.
Yo te llevo pocos años,pero aunque sé que la vida no es fácil ni mucho menos,he comprendido que vivirla desde una actitud u otra, es muy distinto, y la positividad te hace verlo todo menos tenebroso.
Amigo Jorge, te deseo un muy feliz día de cumpleaños.
Disfrútalo!
Besos.

Jorge Fenix dijo...

Gracias Marinel, tengo mi particular sentido del humor, pero esa es una valiosa herramienta.Si hay desanimo en algun momento, pasa como las nubes que se lleva el viento.
Estoy pasando bien este dia que recien comienza.
Un beso,amiga.

Natacha dijo...

Felicidades, aunque sea con retraso. Espero que la vida te regale cosas hermosas y como Marinel opino que se debe ver todo del color más hermoso posible. Creo que es mejor.
Un beso, amigo
Natacha.

Jorge Fenix dijo...

Gracias Natacha, no hay retraso porque aun tengo 38 y soy nuevo en esto de tenerlos. :-)
Como se ve en otro articulo posterior,procuraré ver mejor las cosas, de otras mejores maneras.
Un beso,amiga.

ABRAXAS CADIZ dijo...

Jorge Fénix, me has hecho reir gratamente, lo que te agradezco. Yo pasé ese cumpleaños hace algo más de dos décadas, y me considero autorizado (aunque los años no autorizan a nada) a decirte un par de cosas, por si te sirven.
En primer lugar que he aprendido a amar a la rutina. ¿Por qué? Porque me he ocupado de deshacer su repetición automática. Sirve, y además, bien pensado, pasamos en la misma el 95% de nuestra vida, así que conviene conquistar su riqueza.
En segundo lugar, y con respecto a tu soltería, te diré lo que alguien dijo:
"Hagas lo que hagas te arrepentirás" Así que casado, o soltero... ¡y qué más da! Lo importante se puede hacer a pesar de ambas situaciones, si uno se empeña.
Y en tercer y último lugar aunque quizá deba estar en el primero, descubrir la misión en la vida no sucede al principio, suele suceder tras largos caminos sinuosos que uno recorre un poco a ciegas, pero un día, bien mirándote al espejo, o hablando con un buen amigo... ¡te topas con ella!
Y ya no vuelves a dudar. Solo falta entregarte y ponerte a ello. La misión propia en la vida, o el destino, como otros le llaman, da sentido y cohesión al conjunto de tu vida, entendida como globalidad.
Para mí que no hay cosa que importe más que toparse con el propio destino.
Un fuerte abrazo y...
¡Felicidades!, para ti y para todos los que nos beneficiamos de tu vida.

Jorge Fenix dijo...

Abraxas Cadiz, gracias por esas sabias palabras. Ya voy volviendome mas consciente de la rutina, asi que empezaré a organizarla bien. Si de cualquiera forma me arrepentiré, sere un arrepentido soltero, que tal vez sea mas barato y menos burocrático. Sobre el propósito, e sposible que lo esté descubriendo estos dias, o sea, antes de lo que pensaba,lo cual viene muy bien.
Un abrazo desde esta orilla.