jueves, 8 de enero de 2009

Crisis mundial, la oportunidad de cambiar de camino


Foto: karpidis









He leído recientemente dos noticias insólitas, al menos para mi, y que he relacionado como parte de una misma crisis. Pienso que no llegamos nunca a una crisis económica si no tenemos al mismo tiempo una crisis social e incluso ética, una crisis de valores. Como he dicho en otros momentos, una crisis es una combinación de peligros y oportunidades, es decir, peligro de acabar muy mal y oportunidad de evitarlo y aprender. Es también un síntoma que indica que nuestra manera de vivir y coexistir no está funcionando y que debe ser cambiada.
La primera noticia indica que en Tokio, miles de ejecutivos y empleados, vestidos con sus trajes, se reunieron para rezarle al dios del comercio.
¿Cómo no se me había ocurrido antes? Parece que en este mundo muchas personas adoraran a un dios del comercio, incluso con sacrificios humanos. Uno al que ponen por encima de todas las cosas. Imagino que no le rezan por la paz mundial, sino por no perder un estilo de vida, un auto caro, una mansión, y todas esas cosas sin las cuales no podrían vivir.Tal vez ese culto tiene muchos más seguidores de los que yo pensaba, y en todo el planeta.
La otra noticia dice que en Estados Unidos,dos empresarios de la pornografia pidieron al Estado un plan de rescate financiero por 5.000 millones de dólares.Según el artículo en el link, enviaron esa petición al Congreso. Uno de ellos habría expresado que en tiempos de tensión, los ciudadanos se vuelcan a esa alternativa para aliviarse. El otro piensa, por el contrario, que con tantos problemas, la gente está muy deprimida como para tal asunto, y que eso es muy malo para la salud de la nación.
Yo no se qué tienen en la cabeza los protagonistas de estas dos noticias. Lo que se es que mientras se considere al dinero y el sexo vulgar más importante que otros temas, el mundo seguirá por un camino equivocado, un camino que no puede seguir sosteniéndose por mucho tiempo.
¿Que pasa con los famosos 700 mil millones de rescate financiero en Estados Unidos? Pues la verdad es que no se sabe qué cantidad sería necesaria, solo se sabe que sería aun más. Lo que puedo imaginar es que no se soluciona con dinero, mientras no cambien los valores ni se invierta en cosas realmente razonables. El cambio empieza desde cada uno, desde adentro. Espero que al menos la crisis obligue a muchos a pensar y cambiar en este año 2009 que recién comienza.

12 comentarios:

Marinel dijo...

Estan saliendo a la palestra cosas inverosimiles,pero que son una realidad, en mi opinión descolocada...
Aquí en España, en dos provincias, les ha dado por pegar en unos cuantos autobuses lo siguiente:
"Probablemente Dios no existe."
"Dios sí existe."
La polémica está servida...
Católicos contra ateos que con la generosidad¿? de sus adeptos pegan esto en los medios de transporte...¿para qué?
Las creencias de cada cual,son de cada uno y sacar a relucir temas complicados que de poco o nada van a servir para paliar la crisis,repito: ¿para qué?
Pues eso, que para nada nos damos cuenta de que en primer lugar hemos de cambiar ese interior obtuso que tenemos y razonar.Si lo hacemos y nos humanizamos,dejándonos de tonterías, la esperanza comenzará a planear sobre nosotros.
Aunque mucho me temo,que viendo y leyendo lo que dices...
Besos, amigo.

Jorge Fenix dijo...

Marinel: he visto eso que cuentas en las noticias. Pienso de manera similar: en vez de gastar cientos de euros en publicidad inútil, podrían usar ese dinero para ayudar a quienes necesiten comida y medicinas, que asi al menos dirían muchas cosas por medio de una acción práctica, mas allá de que cada uno les crea o no.
Gracias por aportar tus opiniones, valiosas como siempre.
Un beso,amiga.

Conchi dijo...

Jorge, ya tenemos ganadora del juego. Pásate cuando puedas.
Abrazos.
Conchi

José Manuel Martínez Sánchez dijo...

Hola, me ha gustado mucho su blog, dice cosas muy interesantes que conviene tener en cuenta. Así que lo he enlazado a mi blog 'Las letras del aire', lo puede ver en la sección 'Blog que sigo'. Así los lectores de mi blog podrán pasarse por aquí, pues seguro será gratificante.

Un saludo y seguiré pasándome a menudo.

Mis felicitaciones por su estupendo blog,
JM.

Jorge Fenix dijo...

Conchi: gracias por avisar, pasaré por tu blog.
Un abrazo.

Jorge Fenix dijo...

José Manuel: gracias por tan buenos comentarios y por la visita.Los dos blogs ya están enlazados.
Saludos desde Argentina.

@Patrulich dijo...

Yo creo que lo que está pasando es una verdadera crisis de valores, de valores humanos, de conciencia.
Mientras no haya cambios radicales en ese aspecto, vamos por mal camino... así como lo estamos viendo.

Un abrazo, Jorge.

Jorge Fenix dijo...

Patri: es verdad, hay crisis de valores, y lo peor tal vez sea que está instalada en quienes más valores deberían tener, por ejemplo, políticos y otras personas con poder y responsabilidad.
Un beso,amiga.

Javier dijo...

es que hay muy poco sentido comun, y el poco que hay, se vende por poca plata, así somos, bastante torpes y dañinos,

te dejo un abrazo, feliz 2009!

Natacha dijo...

Jorge, hemos entrado ya en espiral imparable.
La perdida de lo básico ha hecho que los jóvenes, que son quienes deberían empujar, no lo hagan. Los viejos han quedado obsoletos y débiles y ahora deben conducir un mundo que se tambalea... No sé si lo veremos nosotros, pero es el principio del fin de la sociedad, tal y como la conocemos.
Un beso, amigo.
Natacha.

Jorge Fenix dijo...

Natacha: para bien o para mal es el fin de algo lo que se acerca. Habrá que ver qué es lo que termina y qué le sigue. Espero que sea el sinsentido reinante hasta ahora lo que encuentre su final, la injusticia en general.
Un beso,amiga.

Jorge Fenix dijo...

Javier: que haya poco sentido comun le da mas valor al que queda, que no siempre se vende. Tengo esa esperanza. Gracias por pasar a opinar.
Feliz 2009.